hollisterclothingoutlet
Ropa de moda para niños

Voy a tener un bebé, ¿qué necesito? - CRN Noticias

Por hollisterclothingoutlet 04/07/2022 75 Puntos de vista

Antes de que llegue el momento del parto es importante tener lista la canastilla con todas las cosas que el bebé y la mamá necesitarán durante su estancia en el hospital. Dos matronas ofrecen varios consejos para preparar todo lo necesario sin que sobre ni falte nada.

Es suave, pequeñita y preciosa por lo que, con la ilusión de la llegada del bebé, se corre el riesgo de comprar demasiada ropa de recién nacido y llegar al hospital con una maleta excesiva en la que es muy difícil encontrar lo que hace falta en cada momento.

Lee también: Esperanza para pacientes con síndrome pos-COVID

Tenerlo con antelación para evitar estrés

Pero también puede ocurrir que, con los nervios del momento, se queden en casa algunos de los artículos más necesarios para la mamá o para el bebé durante su estancia en la maternidad.

Para evitarlo, la planificación es muy importante.

“En torno a la semana 35 o 36 ya habría que tener todo más o menos comprado y organizado. Se considera un parto a término el que se produce entre las 37 y las 42 semanas. Si bien la mayoría de las mamás dará a luz entre la semana 38 y la 41, es recomendable tenerlo preparado con antelación para evitar el estrés de última hora”, recomiendan las matronas Elena Tamame y Susana Bravo.

Ambas son las responsables de “Susmatronas”, una empresa especializada en preparación física en el embarazo y recuperación postparto.

Pero, ¿qué va a necesitar realmente el bebé durante los días que pase en el hospital? La respuesta a esta pregunta va a depender del centro sanitario en el que se vaya a dar a luz y de la época del año.

Los especialistas de la Asociación Española de Pediatría (AEP) recuerdan que hay que tener preparado un cochecito para trasladar al bebé del hospital hasta el domicilio y, si se va a utilizar el automóvil, es necesario emplear un adecuado sistema de retención infantil.

La ropa

En cuanto a la ropa del recién nacido, los pediatras de la AEP aconsejan que no tenga lazos, botones o cremalleras.

“Es mejor ropa con velcro, fácil de poner y quitar. Asimismo, es preferible que sea de tejidos naturales pues los materiales sintéticos pueden provocar alergias cutáneas”, apuntan.

Voy a tener un bebé, ¿qué necesito? - CRN Noticias

A la hora de ponerse a preparar la canastilla del bebé, Elena Tamame y Susana Bravo recomiendan incluir dos puestas, una de manga corta y otra larga, tres o cuatro bodis, dos o tres pijamas (en verano solo los bodis), calcetines y gorritos de algodón, así como una muselina o manta, dependiendo de la estación del año.

“Es importante preguntar si en el hospital dan pañales. En caso de que no sea así, hay que añadirlos, junto con gasas o una esponja natural”, subrayan.

“Un truco para hacer la maleta es dejarlo todo en bolsas con los conjuntos preparados. El último que añadiremos será el de la primera puesta, ya que así estará listo nada más abrir la maleta”, indican.

Sobre esta primera puesta y lo que deberá llevar, las especialistas indican: “un gorro, un pañal, un bodi o un pijama (pueden ser ambos si es invierno) así como una muselina o una manta. En esta misma bolsa también habría que incluir unas braguitas grandes para la mamá”, detallan.

También elementos que debe llevar la mamá

Las matronas explican que la mamá, para su estancia en el hospital, va a necesitar ropa interior, preferiblemente de algodón o desechable. En caso de optar por las braguitas desechables, habría que evitar las de papel y elegir las de redecilla.

También tendría que incluir en su equipaje “chanclas o zapatillas que sean fáciles de quitar y poner, una bata, ropa cómoda para cuando salga del hospital, gel de ducha, champú y demás artículos de aseo personal”, aconsejan.

Por otra parte, si la futura mamá tiene el pelo largo, no puede olvidarse de añadir algún coletero.

“Debe preguntar en el hospital si le van a facilitar compresas y, si no es así, tiene que meter en su equipaje compresas de tipo tocológico. Puede incluir, además, alguna bebida isotónica o agua y su propia pijama o camisón, si quiere”, señalan.

Por su parte, los especialistas de la AEP destacan que las prendas que la madre lleve al hospital deberían ser cómodas y fáciles de poner y quitar.

En este sentido, afirman que podría ser útil llevar uno o dos camisones abiertos por delante y un par de sujetadores de lactancia.

No obstante, a la hora de preparar los artículos para el hospital, tanto para el bebé como para la madre, es importante ser comedidos, indican.

“No tiene sentido hacer una maleta excesivamente cargada, ya que el tiempo de estancia en el hospital suele ser de pocos días, generalmente dos o tres. En el caso de que se alargue, el acompañante podrá ir a casa a por todas aquellas cosas que la mamá eche en falta”, comentan Elena Tamame y Susana Bravo.

Atención a bañera, muñecos y accesorios

También hay que moderarse en la compra de artículos para el futuro bebé, pues muchos de ellos no son muy útiles e, incluso, puede que no se lleguen a estrenar. Uno de estos artículos es la ropa.

“Los familiares y amigos regalan ropa para el bebé y casi toda del mismo tamaño, el pequeño, pero que en algunos casos no vamos a llegar a usar”, puntualizan las matronas.

Lo mismo ocurre con los zapatos para el recién nacido. “Son monísimos, eso es verdad, pero no debemos usarlos ya que no son nada cómodos para la criatura”, puntualizan.

Las especialistas afirman que otro artículo poco útil es la bañera con cambiador colocada en la habitación.

“La realidad es que es mejor bañar al bebé en el cuarto de baño y no tener que andar con la bañera llena de agua en su habitación”.

Lo mismo ocurre con los cojines antivuelco. “Aunque están muy de moda, no los recomiendan ni los expertos, ni la Organización Mundial de la Salud (OMS), ni los pediatras ni la FDA. No evitan caídas, accidentes ni muerte súbita. De hecho, pueden incrementar el riesgo de que ocurran estos incidentes”, advierten.

Elena Tamame y Susana Bravo tampoco recomiendan comprar termómetro de chupete, frente, oído o infrarrojos.

“Debemos usar el de adultos que tenemos en casa para medir la temperatura, pues esos termómetros tienen poca fiabilidad y no son nada útiles. Lo mismo ocurre con el termómetro de la bañera. Es mejor usar el sentido común y tocar el agua con la mano para comprobar que está templada y es agradable”, recalcan.

Productos poco útiles

Otros objetos que las matronas consideran poco útiles son los vigila bebés.

“La realidad es que el bebé necesita estar mucho tiempo cerca de nosotros y, cuando no lo está, protesta. Un vigila bebés no es muy práctico si vamos a tener al bebé cerca”, afirman.

En lo relativo a los muñecos y peluches, opinan que no pasa nada por tener alguno. “Pero, cuidado, nada de llenar la cuna con ellos pues pueden ser peligrosos, además de una fuente de ácaros y polvo”, manifiestan.

“Hay muchos artículos a los que apenas vamos a dar uso. Es mejor ir adquiriéndolos a medida que nos vayan haciendo falta y no tener demasiados objetos para el bebé que no necesitamos”, aconsejan.

Pero preparar el hogar para la llegada del bebé va más allá de las cosas materiales. “Es importante llegar a casa y no tener cosas pendientes después de dos o tres días en el hospital. Por tanto, es interesante que alguien, mientras dure el ingreso hospitalario, vaya a casa y recoja, ponga la lavadora o atienda a las mascotas, si tenemos”, indican.

Además, “una cosa interesante es encontrar la nevera y el congelador llenos de comida rica y sana y así poder centrarse en la llegada del peque”, concluyen.

Artículos relacionados

Ten cuidado: Aquí te decimos los peligros de tender la ropa mojada dentro de casa

La aceleradora de Juan Roig, propietario de Mercadona, abre una tienda 'pop up'